Turismo Castilla y León

Un Paseo por El Románico de la Ciudad de Ávila - Alrededores del Mercado Grande

Comarca: Ávila y Alfoz

Ávila Capital

En la Plaza del Mercado Grande, encontramos el otro gran templo románico de la ciudad de Ávila, se trata de la Iglesia de San Pedro. Ésta se planteó de forma similar a San Vicente, pero su larga construcción determinó que no se levantasen las tribunas proyectadas, que la torre se adosase al ábside septentrional y que en la organización del hastial occidental se dispusiera una portada sin decoración historiada rematada por un rosetón de estética cisterciense.

El Románico en Ávila - Alrededores del Mercado Grande
El Románico en Ávila - Alrededores del Mercado Grande
El Románico en Ávila - Alrededores del Mercado Grande

En su interior destacan las interesantes las tablas que se distribuyen por los muros de las naves, los altares renacentistas, el retablo barroco de la capilla mayor y sus rejas.

Detrás de San Pedro estuvo situado el convento benedictino de Nuestra Señora la Antigua, que en el siglo XIV pasó a la obediencia cisterciense. Hoy es Centro cultural de la Institución Teresiana. De época románica se conserva su ábside semicircular y su portada septentrional de modillones.

En la misma Plaza del Mercado Grande y casi oculta, también encontramos la Iglesia de la Magdalena. Construida en estilo románico tardío de finales del S.XII, se eleva, extramuros, frente al torreón del Homenaje de la muralla. Hoy es iglesia de las monjas franciscanas de la Concepción.

Litúrgicamente orientada y fabricada en granito ‘caleño’, del antiguo templo conserva el acceso Oeste y Norte y el ábside, que ofrece la particularidad de tener dos alturas, con sus correspondientes aleros de canes animalísticos.

El Románico en Ávila - Alrededores del Mercado Grande
El Románico en Ávila - Alrededores del Mercado Grande
El Románico en Ávila - Alrededores del Mercado Grande

Destaca la portada occidental, en arco de medio punto decreciente con cinco arquivoltas que se elevan desde columnas, cuyos capiteles están decorados con hojas, gallos y otras aves. Una espadaña barroca se eleva al oeste del conjunto arquitectónico. El interior es de tres naves, individualizadas por amplios y robustos arcos formeros rebajados del S.XVI.

Muy cerca de San Pedro, en la plaza de Nalvillos, está Santo Tomé el Viejo. Este antiguo templo románico se ha convertido en un interesante Almacén visitable del Museo de Ávila.

A pesar de lo accidentado de su historia sigue siendo uno de los edificios más singulares del románico abulense. Sus portadas meridional y occidental tienen una rica decoración escultórica.

RomanicoAvila MercadoGrande lista

Qué ver y qué hacer en Ávila y Alfoz