Turismo Castilla y León

Qué ver en la Villa histórica de Fuentidueña - Segovia

Comarca: Segovia Norte - Tierra de Pinares

Fuentidueña

En esta visita a la villa de Fuentidueña pasearemos por su historia y conoceremos los lugares más interesantes que atesora esta localidad segoviana declarada Conjunto Histórico.

El significado literal de Fuentidueña es 'Señora de las Fuentes' (fontis donna), esta villa es muy rica en agua, existen numerosos manantiales y dos ríos, el Duratón y el Fuentes, este de corto recorrido pues apenas nace entrega su caudal al anterior. En esta noble villa se asentaron en la antigüedad diferentes pueblos como los vaceos, celtas, arévacos, romanos, visigodos, judíos y árabes. Leer más»

VILLA HISTÓRICA DE FUENTIDUEÑA

Desde la contraofensiva de Almanzor (siglo X) y su derrota en la batalla de Calatañazor en 1002, esta villa y su alfoz es gobernada por reyes y nobles próximos a la realeza, es de destacar el rey Alfonso VIII por organizar una importante política repobladora y por significar una etapa floreciente para Fuentidueña.

Otro ilustre descendiente de Fuentidueña fue Juan Martín 'el Empecinado', quien aunque nacido en la cercana localidad de Castrillo de Duero, su padre era natural de esta villa, en cuyo palacio sirvió como soldado.

Monumentos de Interés en Fuentidueña

Estuvo la villa de Fuentidueña amurallada en sus lados norte, sur y oeste; en la actualidad existen monumentos visitables tanto en la zona de intramuros como en la de extramuros.

Ruta Tierra de Pinares - Fuentidueña - Segovia
Qué ver en Fuentidueña - Segovia
Qué ver en Fuentidueña - Casa de la Comunidad de Villa y Tierra

En la plaza de la villa se encuentra el Ayuntamiento. En la época de Doña Urraca y Alfonso El Batallador, fue un palacio habitado por miembros de la familia 'Lara' y posteriormente utilizado como sede por el Concejo de la Villa. A través de los miradores de la muralla, frente al palacio, se vigilaba el acceso a la villa por el puente romano.

La Casa de la Comunidad de Villa y Tierra, se trata de un edificio señorial situado en la Plaza de la villa. Adosado a la muralla, fue la antigua cárcel del alfoz de Fuentidueña. Actualmente se reúnen en ella los representantes de los 21 pueblos que integran la Comunidad de Villa y Tierra. Leer más»

COMUNIDAD DE VILLA Y TIERRA - FUENTIDUEÑA

Para poder aproximarnos al nacimiento de la Comunidad de Villa y Tierra, nos tenemos que remontar a un documento del 20 de junio de 1147, en el reinado de Alfonso VII. La Comunidad tenía sus propios órganos de gobierno y celebraba sus reuniones en el atrio de la iglesia de San Miguel, para resolver intereses de la Comunidad.

El Palacio situado en la Plaza del Palacio, a la que da nombre, fue construido a mediados del siglo XV. Residencia de D. Pedro de Luna Manuel y su familia. Hijo de D. Álvaro de Luna -Condestable de Castilla, Gran Maestre de Santiago y Valido del rey Juan II-. Posteriormente, el Conde de Montijo hizo reformas de Estilo Renacentista.

Qué visitar en Fuentidueña - Palacio y Capilla del Pilar
Hospital de la Magdalena - Bien de Interés Cultural - Fuentidueña - Segovia
Ruinas villa medieval - Fuentidueña - Segovia

La Capilla del Pilar o de los Condes de Montijo, levantada junto al palacio y declarada Bien de Interés Cultural, fue erigida a instancia de Don Cristóbal Portocarrero (Conde de Montijo), por la devoción que sentía al Santo Rosario y nombrada Capilla del Pilar por la devoción que sentía a ésta advocación la esposa del Conde; Doña María Fernández de Córdoba Portocarrero. Leer más»

CAPILLA DEL PILAR - FUENTIDUEÑA

El edificio se comenzó a construir en 1717 y se terminó en 1720. De estilo neoclásico, con una fachada de composición simétrica de clásica sencillez, toda ella de sillería caliza. Su portada está blasonada con un escudo en el que figuran las armas de los linajes de los Montijo y Fuentidueña, personificados en Don Cristóbal Gregorio Portocarrero Funes de Villalpando Guzmán Luna y Enriquez.

El Hospital de la Magdalena declarado Bien de Interés Cultural. Fue construido por disposición testamentaria de Doña Mencía de Mendoza, esposa de D. Álvaro de Luna Manrique y sobrina del Cardenal de Burgos Iñigo de Mendoza, hacia el año 1540.

Dedicado por deseo expreso de Doña Mencía de Mendoza para acogida de pobres y enfermos de Fuentidueña y su alfoz. Los fallecidos en este hospital recibían sepultura en el atrio de la iglesia de San Miguel. Actualmente se encuentra en ruinas, pendiente de restauración.

Qué visitar en Segovia - Iglesia de San Miguel - Fuentidueña
Qué visitar en Fuentidueña - Iglesia románica de San Miguel
Bien de Interés Cultural - Iglesia de San Miguel - Fuentidueña - Segovia

La Iglesia de San Miguel declarada Bien de Interés Cultural. Templo románico del siglo XII, en su exterior se puede contemplar el pórtico de siete arcos bizantinos sobre columnas geminadas y capiteles con decoración vegetal, su construcción es posterior a la edificación del templo. Leer más»

IGLESIA DE SAN MIGUEL - FUENTIDUEÑA

El templo cuenta con tres puertas: la situada en el pórtico, la de acceso al templo y la situada en la parte occidental, llamada 'Puerta de los Perdones'. En la cabecera un ábside semicircular y en el interior una única nave cubierta con bóveda de medio cañón y dos capillas situadas a ambos lados del ábside, mandadas construir por Don Pedro de Luna en el siglo XVI.

Coronan la nave del templo hermosos capiteles entre los que destaca el tema de la psicóstasis como tema principal y el martirio de San Esteban, entre otras de igual belleza e importancia.

Presidiendo el templo se encuentra la talla de San Miguel Arcángel, imagen que pertenecía a un retablo elaborado en 1583 por Pedro Bolduque. Otros retablos que podemos contemplar en esta iglesia son: el de San Antonio Abad, que data del año 1617, el retablo de la Virgen de los Ángeles, el de la Virgen de la Soledad, el retablo de la Virgen del Rosario, el del Cristo Crucificado o Cristo de Gracia y el de San Blas.

Las Ruinas de San Martín declaradas Monumento Histórico Artístico. Fue un templo de estilo románico, construido en dos etapas, su torre y única nave en el s.X y el ábside a mediados del s.XII, ábside que actualmente podemos contemplar en el Museo de los Claustros, de la ciudad de Nueva York, la venta se produjo por acuerdo de los gobiernos de Estados Unidos y España, en 1957, como pago se recibió las pinturas de San Baudelio de Berlanga y una cantidad de dinero que sirvió para restaurar la iglesia de San Miguel Arcángel, que también se encontraba en muy malas condiciones.

En este templo celebró la festividad de San Martín el Rey Alfonso VIII. A mediados del siglo XIII, la iglesia entra en estado de deterioro progresivo encontrándose ya en ruinas en el año 1612.

Románico Segovia - Iglesia románica de San Miguel - Fuentidueña - Segovia
Qué visitar en Fuentidueña - Ruinas de San Martín - Monumento Histórico Artístico
Qué ver en Fuentidueña - Necrópolis de San Martín - Segovia

La Necrópolis está formada por una sucesión de tumbas situadas entorno y circundando las ruinas de la Iglesia de San Martín. Se trata de unas doscientas sepulturas antropomorfas talladas en la roca. Los enterramientos datan del siglo X hasta el XVII, pasando el cementerio a situarse en el interior de la nave de la iglesia, hoy en ruinas. En la necrópolis encontramos tumbas de diferente longitud, la mayoría estaban ocupadas por adultos, en un número menor niños y alguna del tamaño de un bebe.

El Castillo declarado Bien de Interés Cultural. No existe una claridad histórica sobre el origen del castillo de Fuentidueña, parece que su construcción hay que situarla entre los siglos XII y XIII.

Alcanzó gran importancia con el reinado de Alfonso VIII, aquí otorgó testamento el 8/12/1204, concertó la paz con el rey de Navarra y descansó después de la batalla de las Navas de Tolosa. También visitó este Castillo hacia 1250 Alfonso X, el Sabio. Sancho IV, en octubre de 1308, otorga privilegios cristianos a quien quiera vivir aquí, al comprobar que la población era mayoritariamente judía.

Tumbas antropomorfas talladas en la roca - Necrópolis de San Martín - Segovia
Pueblo con encanto Segovia - Villa medieval de Fuentidueña - Villa amurallada Segovia
Monumentos de Interés en Fuentidueña - Puerta de la Muralla

En la década de los años 70, del siglo XX, el Ministerio de Hacienda subasta el castillo con un precio de salida de 25.000 pesetas, pasando así a manos privadas.

Las Murallas declaradas Bien de Interés Cultural. Estuvo la villa de Fuentidueña amurallada en sus lados norte, sur y oeste, con una función claramente defensiva. En su lado este existe un impresionante cortado rocoso que hace muy fácil la defensa; el acceso era posible a través de tres puertas.

La cara sur de la muralla, aunque muy deteriorada, presenta una de las más bellas imágenes de la misma, aquí se encuentra la Puerta de Alfonso VIII o de Trascastillo. A ambos extremos de la cara norte se encuentran, la Puerta del Palacio, parece que fue la entrada principal de la villa y la de La Calzada, que daba acceso al recinto desde el arrabal, en la Plaza de la Villa existen dos ventanas practicadas en la muralla. Su construcción debe situarse entre los siglos XII y XIII.

Muralla de Fuentidueña - Villa amurallada de Segovia
Pueblos bonitos Segovia - Pueblo medieval en Segovia
Qué visitar en Fuentidueña - Bodegas tradicionales excavadas en la roca - Segovia

Bodegas de Fuentidueña Bodegas excavadas en la roca. Se componen de un cañón, normalmente en descenso y varios nichos donde se fermenta y almacena el vino. La mayor parte de las bodegas datan de principios del siglo XIX y son escasas las que poseen lagar en su interior, debido a la existencia de lagares comunales que funcionaban por el sistema de cargas; cada vecino tenía derecho a prensar un número de cargas de uva. De carácter privado, siguen manteniendo su uso original, además de ser lugar de reuniones y meriendas.

La Iglesia de Santa María la Mayor o del Arrabal situada cerca del puente romano, en el margen izquierdo del río Duratón. Se dice que debió de edificarse sobre los restos de una primitiva ermita a la que en el siglo XI, se le fueron añadiendo un tosco ábside de mampostería con bóveda de medio horno y otras capillas. Es considerada la iglesia más antigua de la villa, debido a que anteriormente a la iglesia románica habría existido otra construcción de origen visigodo. Con motivo de unas obras recientes se han descubierto junto al ábside tres sarcófagos labrados en piedra. Leer más»

IGLESIA DE SANTA MARÍA LA MAYOR - FUENTIDUEÑA

Su planta, de grandes dimensiones, estaba compuesta por tres naves, construida a base de argamasa, sillarejo y piedras sillares en las puertas, arcos y esquinas. En el siglo XVI se encuentra en ruina, reedificándose en 1576, fecha en la que se añade el pórtico, pero la obra más importante tuvo lugar en 1682, se eliminó la mayor parte de su planta, reduciéndose las dimensiones del templo. Las naves norte y principal quedaron al descubierto, pasando a ser cementerio. El templo quedó limitado a la nave sur.

Adosada a la iglesia se construyó en el siglo XVII una capilla bajo la advocación de la Inmaculada Concepción de la Virgen María. La iglesia fue suprimida al culto el 30 de mayo de 1842 por un decreto de la reina regente. Recientemente se han efectuado obras de restauración que han permitido su devolución al culto. En el interior es obligado destacar el retablo de la Virgen de la Asunción, presidido por la imagen de la Inmaculada y otro retablo situado en la capilla con una imagen barroca de la Inmaculada, en actitud orante.

Iglesia de Santa María o del Arrabal - Iglesia de Fuentidueña
Área recreativa junto al río - Puente medieval de Fuentidueña - Segovia
Convento franciscano - Fuentidueña - Segovia

Hospital del San Lázaro su fundación data del s. XII, su función primitiva sería la de atender a leprosos, pasando a socorrer por una noche a pobres, salvo que estuvieran enfermos y necesitaran más días, siempre que acreditasen que no eran gentes 'de mal vivir'.

El día de San Lázaro predicaba en este hospital un fraile del Convento de la villa. Tras la desamortización de Mendizábal quedó en ruinas, pasando a ser vivienda privada a principios del siglo XX.

El Convento franciscano de San Juan de la Penitencia, su primera construcción data del siglo VI, las primeros frailes que lo habitaron fueron los Solitarios de San Juan Bautista o de la Penitencia, a imitación de lo que hizo San Juan Bautista en el desierto.

Fue este convento abandonado durante más de 200 años, reconstruido en 1162, en 1299 pasa a ser ocupado por frailes mercedarios y en 1496, por frailes franciscanos. Fueron enterrados en el presbiterio y en el convento varios nobles de la casa de los Luna, cabe destacar la pintura que estuvo en el altar mayor, el cuadro de 'Las Once Mil Vírgenes'. Tras la desamortización de Mendizábal, del siglo XIX, pasó a manos privadas.

RutaFuentiduena Inicio

Qué ver y qué hacer en Segovia Norte - Tierra de Pinares