Turismo Castilla y León

Iglesias Arquitectura religiosa en Cuatro Valles - León

Comarca: Cuatro Valles - Cantábrica Leonesa

Manzaneda de Torío - Huergas de Gordón - Pandorado - Rioseco de Tapia - Robles de Lanciana - Montealegre - Callejo de Ordás - Arbás del Puerto

La comarca de Cuatro Valles situada en la provincia de León aglutina un extenso territorio que ocupa buena parte de la montaña noroccidental leonesa.

Se compone de siete comarcas que tienen en común su fisiografía montañosa y constituyen las cuencas de cabecera de algunos de los principales ríos leoneses como el Sil, el Luna, el Omaña, el Bernesga, el Torío o el Tuerto. Valles y cumbres se suceden en un singular paisaje, reflejo fiel de la privilegiada naturaleza que alberga.

El patrimonio cultural de Cuatro Valles aglutina un amplio y variado conjunto de elementos, casi ninguno de ellos de carácter monumental aunque, no por ello, de menor valor. Se trata de recursos históricos, arqueológicos, arquitectónicos, o etnográficos, así como de otras manifestaciones, mucho menos tangibles, de la cultura popular, entre las que romerías, leyendas, tradiciones, la trashumancia, el habla o la música, tienen un papel relevante. Son, en suma, de la seña de identidad de estos valles centro-occidentales de la montaña leonesa.

Huergas de Gordón
Rioseco de Tapia
Callejo de Ordás

Manzaneda de Torío Santuario mariano de Manzaneda de Torío Las desavenencias entre los vecinos de Ruiforco y los monjes del Monasterio de San Julián y Santa Basilia se resolvieron con el traslado del cenobio a esta ubicación.

Gracias a los monjes la ribera del Torío fue, durante los siglos de esplendor del Reino de León, la despensa de la ciudad. La vida monástica se extinguió en el siglo XIII debido a la presión ejercida por los señores de la zona y el canónigo de la catedral, dueño del monasterio. Leer más»

SANTUARIO MARIANO - MANZANEDA DE TORÍO

Pero gracias a una bula obtenida a principios del siglo XIV surgieron las peregrinaciones y donativos, empleados en la construcción, ya en el siglo XV, del templo con el aspecto que hoy conocemos.

La torre, a los pies del templo, con sus muros de sillarejo reforzados con sillares en las esquinas y ventanales de medio punto, es muestra del edificio románico que precedió al del siglo XV.

La planta del templo, de una sola nave con ábside rematado exteriormente con una cubierta a cuatro aguas.

En la fachada sur existe un pórtico con ocho arcos de medio punto, desde él se accede por una pequeña puerta escalonada al interior del templo; aunque la puerta principal, a los pies de la construcción también está protegida por un pórtico, esta vez con dos alturas y sujetado con pies derechos,; el de arriba corresponde a un balcón al que se accede por el coro; rematando el mismo la espadaña del campanario.

El interior puede contemplarse cuando el santuario está cerrado gracias a la celosía de la puerta principal. Posee un retablo mayor barroco en el que se ubica, en la hornacina central, la imagen gótica en piedra policromada de la Virgen de Manzaneda.

En 1973 se descubren, tras los altares barrocos que había en los laterales de la nave, unas pinturas del siglo XV.

Huergas de Gordón Santuario del Buen Suceso Santuario del siglo XVIII con planta basilical y esbelta cúpula sobre arcos; las bóvedas de medio cañón y los arcos de medio punto de piedra labrada. Las vieiras de la puerta meridional denotan el paso por este lugar del Camino de Santiago que se desviaba hacia San Salvador en Oviedo.

Santuario mariano de Manzaneda de Torío
Santuario Huergas de Gordón
Santuario de Nuestra Señora de Pandorado

En una segunda etapa se construyeron los pórticos y se remodelaron y ampliaron el crucero y la cabecera. En el año 1834 se hizo la verja y se amplió el templo con un cuerpo que a modo de ábside envuelve el brazo alto de la cruz. Leer más»

SANTUARIO DEL BUEN SUCESO - HUERGAS DE GORDÓN

La nueva estructura, además de ampliar la capacidad del Santuario, determina el paso, por ambos lados del Altar mayor, el llamado camarín donde se venera la imagen pequeña, la que con toda seguridad presidiría en la ermita anterior.

A los pies lleva un pórtico abierto por tres arcos de medio punto, uno en cada costado que se cubren con crucería de ocho nervios.

Otro pórtico se abre al norte que presenta tres tramos sobre pilares con imposta plana y cubierta de crucería sencilla.

Nuestra Señora del Buen Suceso consiguió el título de "Patrona de Gordón" en 1938.

Pandorado Santuario de Nuestra Señora de Pandorado Santuario erigido para venerar a la Virgen de la Peña de Francia. Templo levantado en el siglo XVII en honor de la imagen que un pastor encontró en una roca mientras acompañaba a su rebaño.

Se celebra su romería el Martes de Pentecostés, junto con una importante feria, de origen antiguo y dedicada supuestamente a Mercurio, dios del comercio, conjugándose así los dos tipos diferentes de fiesta: la religiosa y la profana. En esta fiesta multitud de Pendones venidos de toda la Comarca acompañan a la Virgen en su procesión por Pandorado.

Portada -  Santuario Pandorado
Santuario - Rioseco de Tapia
Santuario - Rioseco de Tapia

Rioseco de Tapia Santuario de Nuestra Señora de Camposagrado Santuario de advocación mariana fundado, según la leyenda, por Don Pelayo, quien dejó en el lugar el testimonio piadoso de su fé, depositando la imagen románica de Nuestra Señora ,aún conservada, que había traído de Toledo.

El templo actual es del siglo XVI, aunque con reformas del siglo XVII, tiene una sola nave, una puerta lateral al exterior y una espadaña con cruz. Cada año se celebra su fiesta conmemorativa el 8 de Septiembre.

Robles de Laciana Iglesia de San Julián El origen de la iglesia de San Julián, de estilo románico, está íntimamente ligado al monasterio de Corias, en Cangas de Narcea y su consagración, datada en el año 1090, corrió a cargo de don Arias Cromaz, obispo de Oviedo. En lo que se refiere a su caracterización formal cabe destacar su enorme espadaña.

Iglesia - Robles de Lanciana
Iglesia de San Juan - Montealegre
Iglesia de San Juan - Montealegre

Montealegre Iglesia de San Juan A unos cuatro kilómetros del pueblo hallaremos las ruinas del Monasterio de San Juan. Conocemos la existencia de este cenobio desde el año 946 cuando era conocido como San Pedro de los Montes. En el año 1204 el monasterio pasó a depender de la Orden Militar de los Hospitalarios de San Juan de Jerusalén, cambiando su advocación por la de San Juan de Montealegre.

Parece ser que en el siglo XVI se producen reformas en la iglesia de San Juan. El monasterio es abandonado en el siglo XIX por los Hospitalarios pasando a ser en 1873 una parroquia dependiente del obispado de Astorga. Leer más»

IGLESIA DE SAN JUAN - MONTEALEGRE

El monasterio ha seguido sufriendo un importante deterioro que le ha llevado a un estado actual de ruina casi total. Afortunadamente se conservan algunas piezas escultóricas que fueron trasladadas en el año 1954 a Astorga, y que en la actualidad pueden verse en el Museo de los Caminos de la capital maragata.

La parte de la iglesia mejor conservada es la cabecera conformada por tres ábsides semicirculares, levantados en perfecta sillería en la que todavía se observan muchas marcas de cantero y las huellas del hacha, instrumento característico de los constructores románicos.

Los ábsides laterales se cubrían con bóvedas de cuarto de esfera conservadas en parte, realizadas en sillarejo mientras que el ábside central llevaba una bóveda de cinco paños que ha desaparecido en su totalidad. En uno de los ábsides se conservan restos de pintura mural, en las que sobre un fondo blanco se desarrollan motivos geométricos en tonos negros y ocres.

El cuerpo de la iglesia es la parte que más ha sufrido el paso del tiempo y en el que el grado de deterioro se puede ver en mayor medida. No se conserva prácticamente nada de esta parte del edificio, si exceptuamos la espadaña situada en el hastial occidental y que fue fruto de una reforma del siglo XVI.

En origen sería un edificio compuesto por tres naves y transepto no marcado en planta. Estas naves estaban construidas con mampostería de pizarra reforzada en las esquinas con sillares. La cubrición de las naves hasta su ruina se realizaba con armadura simple de madera.

En el muro meridional y según Gómez Moreno, existía una portada que seguía modelos románicos. Las estructuras arquitectónicas que todavía se conservan en el edificio, nos remiten a un románico tardío, de principios del siglo XIII.

Callejo de Ordás Iglesia parroquial de Callejo de Ordás Fue tirada por vieja y sus objetos de valor vendidos, como el retablo, aprovechando el dinero para construir la nave nueva. Conserva su antiguo campanario, que destaca por tener las escaleras de acceso fuera de él, en la espadaña, lo que lo convierte en un campanario peculiar y prácticamente único en España, razón por la cual está declarado Bien de Interés Cultural.

Iglesia - Callejo de Ordás
Colegiata de Santa María de Arbás
Colegiata de Santa María de Arbás

Arbás del Puerto Colegiata de Santa María de Arbás Su estratégica ubicación hizo que pronto se estableciese allí una comunidad de agustinos regulares cuya función era la atención y protección de los peregrinos y viajeros.

Su etapa de mayor esplendor se produjo durante el siglo XII y primera mitad del siglo XIII; el declive, la redujo a parroquia, siendo restaurada tras la guerra civil por Luís Menéndez Pidal, enterrado aquí en un sepulcro ubicado en el muro septentrional. A su estructura se le añadieron otros elementos arquitectónicos, principalmente en el XVII y XVIII. Leer más»

COLEGIATA - SANTA MARÍA DE ARBÁS

Planta basilical con tres naves divididas en tres tramos y cabecera triple con capilla mayor semicircular y ábsides laterales cuadrangulares cubiertas con bóvedas de cañón.

Las naves se separan mediante pilares de sección cruciforme con columnas adosadas sobre las que apoyan los arcos formeros de medio punto, y los perpiaños apuntados; la bóveda central en crucería estrellada, mientras que las naves laterales se cubren con bóvedas de arista.

La portada principal está protegida por un pórtico del XVIII y se compone de un arco de medio punto con tres arquivoltas sobre semicolumnas.

Única en su género en nuestra provincia, pues es unión del románico asturiano con el zamorano y salmantino.

Iglesias CuatroValles lista

Qué ver y qué hacer en Cuatro Valles - Cantábrica Leonesa