Turismo Castilla y León

Los Balcones de Las Arribes - Salamanca

Comarca: Las Arribes

Ahigal de los Aceiteros - La Fregeneda - Hinojosa de Duero - Saucelle - Vilvestre

Red de miradores de carretera, es una Ruta accesible en vehículo ideal para llegar de forma rápida, cómoda y sencilla hasta algunos de los parajes más representativos del territorio. Podrás disfrutar del paisaje agrícola, la arquitectura tradicional ribereña, el contraste del valle del Duero en sus lados portugués y español, o los saltos naturales de agua y la visión del río Duero desde la ingeniería industrial levantada en su cauce.

Puedes hacer el itinerario en coche, a modo de circuito, adaptándolo a tu tiempo, visitando en un solo día todos los miradores, o disfrutando de ellos en varias etapas que te permitirán acercarte a los diferentes municipios.

Ahigal de los Aceiteros
Mirador el Púlpito de las Monjas.
Torre del Homenaje - San Felices de los Gallegos

El mirador El Púlpito de las Monjas, situado en Ahigal de los Aceiteros en la carretera que une Lumbrales con San Felices de los Gallegos, invita a recrear las seculares contiendas que allí tuvieron lugar por el control de la frontera. Asimismo, permite recorrer la historia del Conjunto Histórico de San Felices de los Gallegos, la arquitectura tradicional del Ahigal y La Redonda, los campos cerealistas y los paseos que les unen con Sobradillo, flanqueados por frondosos bodonales, esas húmedas parcelas rodeadas de fresnos.

Al mirador de La Fregeneda, llamado De Mafeito, se accede por un amplio camino de tierra que sale a la derecha de la carretera que baja hasta el Muelle fluvial de Vega de Terrón. Al llegar hasta allí, aparece ante los ojos una de las más dulces versiones del agreste paisaje de Las Arribes.

En la orilla portuguesa, el vertical recorte de la Sierra de Poiares da paso a las fuertes ondulaciones de las laderas que, trabajadas mediante bancales, acogen un incesante ritmo de cultivos de naranjos, almendros, olivos y vides.

Iglesia - San Felices de los Gallegos
Muelle fluvial de Vega de Terrón
Mirador del Contrabando

La ladera española, menos apta para la labranza, aún muestra retazos de los cultivos tradicionales, entremezclados con zonas asilvestradas cubiertas por extensas manchas de escobas y enebros, conocidos como jumbrios en esta zona.

En Hinojosa de Duero se deben hacer otras dos paradas, una en la carretera que une el municipio con el Poblado de Saucelle y otra en la que une Lumbrales e Hinojosa con Saucelle, es decir en el Puerto de la Molinera. El Mirador de El Contrabando, primera parada, muestra una amplia perspectiva del valle del Duero, justo en el lugar donde comienza el sendero de la Peña la Vela, al lado del puente sobre la línea de ferrocarril.

Los montes que se pierden en las estribaciones del río Duero eran recorridos en otros tiempos por los contrabandistas; éstos, en el mercadeo con Portugal, arriesgaban su vida al atravesar el río ayudados por cuerdas y pasadores, bajo la constante vigilancia de guardinhas en Portugal y carabineros en España.

Peña Vela - Hinojosa de Duero
Cachón de Camaces
Mirador de las Janas - Saucelle

El Cachón de Camaces, segunda parada, refresca la jornada del viajero, presentando un imponente salto de agua en forma de cola de caballo de decenas de metros de altura. Es, como describen los textos, la lucha por llegar al mar de un río que pasa del apacible discurrir por la ribera a resquebrajar la roca, salvando un desnivel difícil de imaginar en la unión de los valles del Camaces y el Huebra.

En Saucelle nos acercaremos al Mirador de las Janas, situado encima de las arribes del río Huebra. Es uno de los miradores más famosos de esta localidad. Bajando de Saucelle por el puerto hacia el Poblado de Saucelle se encuentra el Mirador de El Salto. La estructura semeja un balcón colgado sobre el antiguo poblado de ingenieros, reconvertido ahora en complejo turístico.

En lo alto, la visión se interrumpe con la imponente silueta del Penedo Durao -sierra de Poiares-, que permite adivinar el paisaje que irá descubriendo el viajero en dirección norte: la verdadera grieta del valle del Duero, la versión más agresiva del terreno horadado durante miles de años por este río, creando auténticos acantilados fluviales que superan en cientos de metros la horizontal.

Mirador de El Salto
Embarcadero Vilvestre
El Reventón de la Barca - Vilvestre

Y para terminar el recorrido El Reventón de la Barca, ubicado en el municipio de Vilvestre, en la bajada al embarcadero desde donde se realizan paseos turísticos por el río. Este sonoro nombre tiene su historia: las personas y animales que subían cargados con mercancías procedentes del trueque entre los países hermanos, por atajos enrevesados y fuertemente empinados, llegaban exhaustos, reventados en su camino de regreso a casa.

No se puede abandonar el territorio sin haber disfrutado de su rica y variada gastronomía, en la que destacan los productos de calidad, entre ellos el vino 'Arribes' con denominación de origen, el queso con marca de garantía, las sabrosas carnes de cordero y cabrito, o una peculiar repostería basada en la almendra, persistentes aromas y suculentos sabores de una tierra auténtica.

ruta miradores carretera arribes mini

Qué ver y qué hacer en Las Arribes