Turismo Castilla y León

Palacios y otras construcciones en la ciudad de Zamora

Comarca: Tierra del Pan - Campos

Zamora Capital

Puertas y Murallas Zamora es llamada en el romancero 'La Bien Cercada', y no en vano, ya que eran tres los recintos amurallados que constituían sus defensas. El primero de ellos data del siglo XI y conserva varios lienzos, algunas puertas y el Castillo. Este es de perímetro trapezóidal, está rodeado por un profundo foso y por hermosos jardines desde donde se puede contemplar la vega del Duero y los barrios de Trascadillo.

Cerca de estos jardines y continuando la muralla nos encontramos con el Postigo de la Traición, formado por un simple arco de medio punto pero cargado de historia. Más adelante está situada la Puerta del Mercadillo de la que solo subsiste el cubo. Bordeando la ronda de Santa María la Nueva y bajando San Martín, se llega a la denominada Puerta de Zambranos o de Doña Urraca, así llamada pues junto a ella tenía su residencia la reina zamorana. Su puerta es de arco de medio punto y está protegida por dos cubos de sillería.

Castillo de ZamoraPostigo de la Traición - ZamoraPuerta de Zambranos o de Doña Urraca - Zamor

Desde aquí el recinto seguía hacia la Plaza Mayor, donde se situaba la Puerta nueva de San Juan. Descendía por la calle de Balborraz, doblaba hacia San Cipriano y San Ildefonso, donde se situaban dos puertas. Más allá aparecen las peñas de Santa Marta que dan paso a la Puerta del Obispo, Olivares u Óptima. A ella está adosada la denominada Casa del Cid que conserva dos ventanas de arco de herradura geminados y puerta de arco de medio punto.

Otros dos recintos amurallados se abrieron en Zamora en el siglo XIII, acompañando el crecimiento de la ciudad y abarcaban desde la avenida de Alfonso IX hasta los denominados barrios bajos. Leer más»

PUERTAS Y MURALLAS - ZAMORA

Algunas de las piedras de estos muros no permanecen, pero sí la historia que forjaron los antepasados.

La pequeña puerta o postigo de la Traición fue testigo de la entrada de Bellido Dolfos en la ciudad, perseguido por el Cid Campeador. Bellido Dolfos había asesinado al rey Don Sancho, que por deseos de poder, asediaba la ciudad de su hermana, Doña Urraca.

Tildados los zamoranos de traidores por Diego Ordoñez, fueron tres los caballeros, todos hijos del venerable Arias Gonzalo, los que defendieron el honor de Zamora. Salieron hacia el campo, llamado de La Verdad, por la puerta del Mercadillo. Con su muerte, a manos de caballeros castellanos se lavó el honor de Zamora.

Palacio de los Condes de Alba de Aliste Situado en la Plaza de Viriato, edificio renacentista cuya parte mejor conservada y fachada corresponden a la primera mitad del siglo XVI. En 1784 se demolió un torreón, cuya sillería se empleó para reedificar la Casa-Peso. La reforma definitiva se produjo en nuestro siglo para adecuarlo a su función actual de Parador de Turismo.

Fue el edificio fundado por Don Enrique Enríquez, primer conde de Alba y Aliste, por merced de Enrique IV. Siendo corregidor Don Juan Romualdo Jiménez, lo compró la ciudad al duque de Frías por 120000 reales para construir un hospicio, que se inauguró en 1798. Leer más»

PALACIO DE LOS CONDES DE ALBA DE ALISTE - ZAMORA

De planta cuadrada con patio interior casi cuadrado y galería de arcos carpaneles sobre columnas cuyos capiteles se adornan con grutescos.

En los arcos bajos aparecen dentro de laureas bustos de héroes con sus nombres correspondientes.

En el remate de la galería superior corre un friso con ramaje gótico y los salmares llevan dentro de orlas góticas los escudos de Toledo, Girón, Enríquez y otras familias nobles de la época.

Destaca la escalera que se abre con dos arcos escarzanos sobre columnas rematadas en candelabros y frisos de talla lombarda. El pasamanos, muy elegante, lleva la misma decoración.

Casa del Cid - Puerta del Obispo - ZamoraPatio Interior Palacio de los Condes de Alba de Aliste - ZamoraHospital de la Encarnación - Plaza de Viriato - Zamora

Hospital de la Encarnación Este edificio de traza renacentista se empezó a construir en 1629 según los planos que hizo el arquitecto de Felipe III Juan Gómez de Mora. Sufrió reformas y ampliaciones a mediados del siglo XIX y sobre todo en el siglo XX, debido a los cambios de utilización que ha tenido.

Su fundación se debe a Don Isidro y Don Pedro Morán Pereira, el último de los cuales adquirió la casa mayorazgo de los Escalante. Sirvió en principio como hospital de hombres, con el título de "Hospital de Nuestra Señora de la Encarnación". En el siglo XX ha tenido usos tan dispares como cárcel, hospital y hospicio. Actualmente es la sede de la Excelentísima Diputación Provincial de Zamora. Leer más»

HOSPITAL DE LA ENCARNACIÓN - ZAMORA

De planta casi rectangular, arranca de un patio cuadrado, no centrado.

La fachada es sencilla y elegante con frontones decorando las ventanas de la planta principal, y en ella se abre la puerta de la capilla flanqueada por dos columnas dóricas.

En el encasamiento alto, de orden jónico, hay un altorrelieve de la Encarnación, barroco, de la escuela de Gregorio Fernández.

El patio cuenta con veinte arcos campaneles en el cuerpo bajo que apean sobre columnas dóricas y los del piso superior, dobles en número, lo hacen sobre pilastras. En él pueden verse las fechas de 1651 y 1655, aunque el edificio ha sido restaurado hace pocos años.

Palacio del Cordón Este edificio corresponde a finales del siglo XV o principios del XVI. Constituye uno de los más nobles edificios de la arquitectura civil zamorana. Su fachada, convierte su alfiz en un cordón franciscano, que da nombre popular al palacio y cobija las armas de los fundadores.

Actualmente ha sido reconstruido y ampliado con un destacable edificio de arquitectura contemporánea para albergar el Museo de Zamora, que contiene fondos arqueológicos que abarcan todos los periodos culturales de nuestra provincia y fondos artísticos de gran valor, procedentes en su mayoría de monasterios desamortizados o de distintos museos nacionales. Leer más»

PALACIO DEL CORDÓN - ZAMORA

Situado en la Plaza de Santa Lucía se destina a sala de exposiciones temporales, salón de actos y biblioteca, además de espacios de administración y dirección. El nuevo edificio se conforma mediante un volumen cúbico casi exento, situado entre el Palacio y un acantilado bajo el recinto murado medieval, y acoge las salas de exposición permanente con dos secciones, Arqueología y Bellas Artes; y un segundo cuerpo, menor, formado por elementos prismáticos, con fachada a un callejón posterior, donde se sitúan los talleres de restauración.

En el interior del recinto expositivo se integran como un elemento más arquerías del antiguo patio del palacio y parte de la escalera, únicos elementos subsistentes del edificio original aparte de la fachada. Una de las piezas más valiosas de la colección del museo son los dos tesoros de Arrabalde, para los que los arquitectos crearon un singular mueble expositor-caja fuerte.

El elemento principal del nuevo museo diseñado por Mansilla-Tuñón para la colección permanente es un volumen cúbico en el que adquiere presencia fundamental la cubierta, su "quinta fachada". Es la imagen que presenta a Zamora desde uno de sus miradores característicos, la plataforma situada entre el Parador y la Iglesia de San Cipriano, en el centro de la ciudad histórica.

Fachada terminada en zinc que se abre como una gran ventana a la ciudad mediante un cuidado damero de lucernarios en diente de sierra, que permite la iluminación cenital de las salas, en especial de la central donde se expone el gran mosaico procedente de la villa romana de Requejo en Santa Cristina de la Polvorosa.

Este sistema de iluminación anticipa obras posteriores del Estudio Mansilla-Tuñón como el Museo de Bellas Artes de Castellón o el MUSAC de León. Mientras las restantes fachadas, realizadas en pequeñas piezas de piedra arenisca, que permiten su perfecta integración en el entorno, son casi ciegas, con escasas aberturas al nivel de la planta de acceso y otros pequeños huecos irregularmente repartidos.

El espacio interior se organiza mediante distintas salas macladas de diferente dimensión y altura comunicadas mediante una rampa descentrada y una escalera, conformadas por muros de hormigón, blancos, de distinto espesor, con perforaciones a modo de hornacinas para alojar elementos expositivos, huecos estratégicamente situados que permiten descubrir los espacios que se sitúan al otro lado, e incluso cortados en su plano inferior. Completa la escueta gama de materiales la madera de teca en suelos y celosías.

Palacio del Cordón - Museo Provincial - ZamoraPalacio de los Momos - ZamoraPuente de Piedra - Zamora

Palacio de los Momos Situado en la Calle San Torcuato, se edificó a finales del siglo XV o comienzos del siglo XVI, conservando de la obra originaria sólo la fachada y no completa. Su estilo es renacentista, pero conservando muchos elementos del gótico tardío. El edificio lo mandó edificar Pedro de Ledesma, comendador de Peñausende. Se llamó Casa de los Sanabria. En la actualidad es sede del Palacio de Justicia. Leer más»

PALACIO DE LOS MOMOS - ZAMORA

La puerta descentrada es un arco de medio punto con grandes dovelas, encuadrado por un alfiz y en las enjutas aparecen dos escudos lisos y otro grande cartelado en lo alto, sostenido por dos desnudos salvajes de diferente sexo.

Las ventanas del cuerpo principal son casi todas iguales entre si, están recuadradas, salvo la de la izquierda, y llevan dos arcos gemelos de medio punto. La decoración es de hojarasca gótica entre la que aparecen a veces niños luchando, dragones y otros animales extraños.

En cuanto a las ventanas del cuerpo bajo, son más sencillas y llevan guarnición de bolitas y venera en medio, corriendo por debajo a todo lo largo una cadena tallada en la piedra que nace de las cabezas de león. Su estilo es el gótico florido o isabelino, usual bajo los Reyes Católicos.

Puente de Piedra Construido en el siglo XII une el centro de la ciudad con los barrios. Formado por dieciséis arcos apuntados que cruzan una de las zonas más anchas del Duero a su paso por Zamora. Ha sufrido importantes reparaciones debido a las crecidas del río.

Construcciones Zamora lista

Qué ver y qué hacer en Tierra del Pan - Campos