Fiestas de la Inmaculada Concepción - Virgen de los Pegotes

Fiestas de la Inmaculada Concepción - Virgen de los Pegotes

Nava del Rey - Valladolid

Del 30/11/2016 al 08/12/2016

Ubicación ver mapa Mapa

La Virgen de la Concepción, que es Patrona de Nava del Rey (desde el siglo XVIII), está en la ermita de su mismo nombre, a 2 Kilómetros del casco urbano, en un altozano; el camino para llegar a ella se encuentra jalonado por un Vía Crucis pétreo, que data, aproximadamente, de 1771, y para algunos especialistas es el mejor de los que se conservan en la provincia de Valladolid.

La llamada 'Bajada' consiste en descender, el 30 de noviembre, a la Virgen, desde su ermita a la parroquia de los Santos Juanes, donde se rezará un novenario; la 'Subida', es decir, la vuelta de la Virgen a su ermita, es el día 8 de diciembre, mediante un desfile procesional.

La imagen de la Patrona es portada en un coche (que es parecido a una enorme urna) de caballos, pero tirado por cuatro mulas, lo que constituye una tradición; pero, dado que el avance industrial en las tareas agrícolas ha restringido, de forma notable, la utilización de aquéllas en éstas, últimamente, el Ayuntamiento, para que continúe dicha tradición tiene que superar no pocas dificultades para encontrar el citado ganado mular (un tractor agrícola queda en reserva, mentalmente, para el caso de que la gestión, para encontrar las mulas, resultase fallida).

El coche, portador de la imagen, data del siglo XIX (regalo de un vecino devoto), siendo preparado para tal menester (decoraciones marianas, frente acristalado, etc.), y guardándose durante todo el año en una estancia construida en la citada ermita; dicha preparación forma parte de la fiesta.

El trayecto hasta la parroquia está jalonado por hogueras de pino, que sirven tanto para iluminar el itinerario como para que los espectadores atenúen los rigores de las, habitualmente, bajas temperaturas.

Finalizado el acto religioso, los vecinos se dirigen al ayuntamiento, donde la Corporación invita, tanto a aquéllos como a los visitantes, a degustación de castañas y vinos blancos y añejos; el gremio de hostelería contribuye, gratuitamente, con castañas (asadas o cocidas) y anís.